Según M. Bartlett, la Cumbre de las Américas es “Juego de Ilusionismo

 

PEDRO GARCIA, corresponsal

 

MONTERREY, NL, 9 de enero.– La próxima Cumbre de las Américas resultará un “juego de ilusionismo”, un engaño al mundo, aseveró aquí el senador priísta Manuel Bartlett. Las reuniones “cumbre” sólo han sido aparadores de los egoísmos de los países poderosos, que siguen obcecados en mantener cerrados sus mercados, manifestó.

Sustentó que lo mismo ha sucedido con la anterior reunión efectuada en esta ciudad, la cual fue llamada para la financiación, cuyos resultados no se han conocido.

También consideró que no se puede esperar mucho del encuentro hemisférico que se realizará el próximo 12 y 13 en esta ciudad; asimismo, argumentó que los países fuertes tienen una obcecación en protegerse y se niegan    terminantemente a eliminar los subsidios que     otorgan a sus productores, mientras que a las naciones pobres y a sus socios como México les exigen una total apertura.

Ante esas circunstancias, el senador afirmó que México debe elevar la voz y refirió que en una reunión celebrada en Cancún, Quintana Roo, el presidente de Brasil,       Argentina, e India, re-      clamaron a las naciones desarrolladas por la inequidad en el trato comercial; sin embargo, en aquella ocasión “México guardo silencio”.

Bartlett Díaz expuso que en el caso de nuestro país, una gran mayoría de sus habitantes son sacrificados por el juego sucio comercial que impone el gobierno estadounidense.

Afirmó que “siempre es positivo que haya diálogo entre las naciones, advirtió que la Cumbre de las Américas, a la que asistirá el mandatario de Estados Unidos, George Bush, puede quedar sólo en un juego de ilusionismo, en un engaño al mundo”.