Homologar Salario Evitaría el Recorte Masivo de Compañeros: Partida Alamo

 

JOSE A. SALAZAR, corresponsal

 

DURANGO, Dgo., 9 de enero.– Poco más de un centenar de trabajadores de la delegación de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) se mantienen desde ayer en lo que se perfila ya como un paro nacional, en protesta por el anuncio del Presidente Vicente Fox Quesada para despedir a por lo menos 50 mil burócratas federales, advirtió hoy la dirigente sindical de la delegación de la Sedesol, Noelia Partida Alamo.

Homologar los salarios “de la nueva clase dorada vestida de azul con los de las plazas de base”, sería la solución para evitar el citado despido masivo este año, pues los nuevos de confianza, menos de diez por ciento, cobran lo que 90 por ciento restante, propuso.

Fox Quesada “se ufana de haber despedido ya a 150 mil compañeros de todas las ramas y haber ahorrado 40 mil millones de pesos, pero ahorraría más con la homologación”, agregó.

El caso de Sedesol en Durango es sintomático de la situación burocrática nacional. Los ocho principales funcionarios de la esta delegación aquí ganan lo que todo el personal de base, pero encima de eso “la prepotencia, el despotismo y la hipocresía, se conjuntan en su trato hacia nosotros”, denunció Partida Alamo.

Pues el delegado, Félix Cháidez Saucedo, gana 85,000 pesos mensuales sólo en nómina; los dos subdelegados 39,900 pesos mensuales, los jefes de Unidad 25,254 pesos cada uno. Esos 290,000 pesos equivalen a los emolumentos de 90 por ciento del personal de base, precisó.

“Al haber llegado a lo intolerable, demandamos no sólo la destitución del coordinador administrativo Emilio Alvarez Piedra, el más insoportable de todos, sino de los advenedizos que sin conciencia ni sensibilidad social han sido metidos a la Sedesol por identidad partidista mas que por capacidad”, abundó la lidereza gremial.

Ha sido cerrada toda posibilidad de acceso a elementos del personal de base con perfiles superiores a los oportunistas y muchísimo más a los familiares de personal sindicalizado que llenan requisitos sobradamente, tanto administrativos como, y sobre todo, de sensibilidad social indispensable en nuestra secretaría, resumió Noelia Partida.

Reveló, además, que en la delegación hay 75 personas que cobran por honorarios en el Programa Oportunidades y ganan entre 7,000 y 28,000 pesos mensuales. En contraste, los 109 de base perciben solamente 3,750 pesos mensuales cada uno. Esa diferencia es una causal permanente y creciente de irritación, apuntó.

Esos discriminados son quienes realmente llevan la carga del trabajo en todos los programas, pues los recién llegados al servicio público ni comprenden a la gente que hay que servir ni saben de qué se trata. Son figurines para efectos publicitarios, pero sangran mucho el presupuesto, finalizó la líder.