EL DESARROLLO TURÍSTICO PROVOCA DESIGULADA EN QUINTANA ROO

CANCÚN, Quintana Roo,. 15 Enero 2004. Durante el marco del II Foro Nacional de Turismo y Medio de Comunicación el gobernador de Quintana Roo, Joaquin Hendricks Díaz,  expuso que el gran desarrollo turístico que existe en el norte del estado ha originado atrasos significativos en la zona sur y maya, debido a la desigualdad entre sitios que destacan a nivel nacional e internacional y poblaciones que tienen muchas carencias.

Así el gobernador señaló que para logra un equilibrio entre las regiones que forman parte del Caribe Mexicano, su administración ha realizado grandes obras de infraestructura en la zona sur del estado, como la construcción de un desarrollo turístico de bajo impacto ambiental en la zona Maya.

De igual forma, agregó, la construcción del puerto de cruceros Puerta Maya y la modernización de la carretera Chetumal - Majahual, que calificó como "una magna obra equivalente en costo y justificación a la carretera Cancún - Tulúm, con beneficios como empleos y mejores expectativas de desarrollo".

El Ejecutivo local indicó que continuamente se están haciendo propuestas al gobierno federal, en coordinación con los municipios de la entidad, a fin de obtener más recursos para otorgar a la población servicios de calidad, mayor acceso a la educación y mejores servicios de salud.

"No queremos que se siga ampliando la franja de desigualdad entre sitios turísticos que destacan en el contexto nacional e internacional y poblaciones que tienen muchas carencias", además de que "los empleados viven gran parte de su tiempo en el lujo, y por las noches, al llegar a su vivienda, se encuentran en una situación muy desalentadora".

En este sentido, Hendricks Díaz agregó que la contribución turística que el estado hace al día al país ha originado grandes desequilibrios, los cuales se han ido subsanando mediante programas de desarrollo urbano y ordenamiento territorial.

Dijo que el gran reto del Caribe mexicano es transformar el beneficio del turismo sustentable en satisfactores que mejoren realmente la calidad de vida de todos los habitantes del estado, que los últimos 30 años ha multiplicado su población por 12.

Mencionó además que la zona maya había presentado históricamente grandes rezagos, por lo que se ha elaborado un plan estratégico de desarrollo integral a 25 años, en el que se atenderán en especial el turismo, los agronegocios, la pesca, la acuicultura y la industria.

Sobre este punto, aseguró que se está buscando la manera de incorporar a los habitantes de esa región del estado a los beneficios, a la derrama que genera el turismo, para que de esta manera puedan participar en el mercado mexicano y obtener beneficios.

Por otra parte, calificó como benéfico el nuevo orden mundial y la política exterior que ha mantenido el país, lo cual "nos dará extraordinarias fortalezas" ante otros destinos del hemisferio.

Destacó que la existencia de restricciones en aeropuertos de Estados Unidos da a México la posibilidad de obtener la preferencia de las líneas aéreas de todo el mundo, para que utilicen a Cancún como punto de llegada, para hacer conexiones hacia Norteamérica y América Latina.

Añadió que México ha trabajado con "mucha visión" en la remoción de obstáculos que pudieran existir para la llegada de más personas, como el que los residentes en Estados Unidos con calidad migratoria acreditada puedan ingresar al país sin necesidad de presentar visa, "que se les exigiría si vinieran de sus países de origen".

"Toda esa gran comunidad latina que vive en Estados Unidos y que tiene su tarjeta de residente, el gobierno de México ha autorizado que ingresen a nuestro país sin necesidad de que cuenten con una visa", puntualizó.