REPUDIO MUNDIAL

 

·         OLA DE PROTESTAS EN UROPA Y ORIENTE MEDIO

 

LONDRES, 20 de marzo (Reuters, DPA, ANSA y AP).- Una ola de protestas antibélicas comenzó a expandirse hoy por toda Europa y Oriente Medio, después de que los primeros ataques de la guerra contra Irak provocaran airadas y multitudinarias protestas en Asia y Australia.

Una multitud que los organizadores calcularon en unas 40,000 personas y que según la policía ascendía a ``decenas de miles" de manifestantes paralizó Melborune, la segunda ciudad más importante de Australia, apenas tres horas después de que los primeros misiles estadunidenses hicieron impacto en Bagdad.

El gobierno de Australia, un firme aliado de Estados Unidos, estacionó policías armados por primera vez alrededor del Parlamento en Canberra, e incrementó su presencia en misiones diplomáticas estadunidenses.

En Alemania, 50,000 estudiantes marcharon desde Alexander Platz, en el centro de Berlín, frente a la fuertemente custodiada embajada de Estados Unidos y a través de la Puerta de Brandemburgo.

Los manifestantes silbaron, gritaron consignas y esgrimieron pancartas en las que se leían lemas como ``Paren el fuego de Bus”, ``George W. Hitler”, ``No a la sangre por petróleo".

Asimismo, miles de alemanes se lanzaron a las calles de varias ciudades, mientras unos 300 escolares realizaban un plantón frente al cuartel general de las fuerzas terrestres de Estados Unidos en Alemania.

En Francia, el país occidental más abiertamente opuesto a la guerra, 20 furgonetas de la policía, un cañón de agua y un gran número de policías, algunos con escudos antidisturbios, cercaron la embajada de Estados Unidos en París, a la espera de una manifestación programada para esta tarde por varias organizaciones.

Para el mediodía, unos 70 estudiantes de una escuela secundaria iraquí en la capital francesa se unieron, gritando ``Bush-Blair, asesinos', a un pequeño grupo de simpatizantes de Irak que se congregaron en la Place de la Concorde.

Por su parte, los pacifistas en Italia paralizaron el país, tal como habían prometido hacer si estallaba la guerra, y desde las primeras horas de la mañana comenzaron a hacer sentir sus voces en las plazas de las ciudades italianas para oponerse al ataque norteamericana, bloqueando calles, universidades, lugares de trabajo y estaciones de ferrocarril.

Los primeros en movilizarse para decir ``No a la guerra”, ``No a las bombas" fueron los estudiantes, que interrumpieron las lecciones y marcharon espontáneamente, mientras que los tres sindicatos más importantes del país (Cgil, Cisl y Uil) proclamaron una jornada de huelga de los empleados públicos y una hora de paro en las escuelas.

En Roma, la famosa y central Via Veneto, donde se encuentra la embajada norteamericana, y la universidad La Sapienza, fue ``ocupada" por manifestantes, mientras en las estaciones ferroviarias de las grandes ciudades militantes del Movimiento de los Desobedientes y estudiantes lograron bloquear la circulación de los trenes.

En Grecia, donde hay una fuerte oposición pública y oficial al ataque contra Irak, el centro de Atenas fue inundado por casi 10,000 personas, entre ellas escolares, que se concentraron para marchar a la embajada de Estados Unidos. La policía griega envió refuerzos a la sede diplomática para protegerla.

Asimismo, manifestantes británicos bloquearon carreteras, boicotearon escuelas y centros de trabajo y comenzaron a congregarse en plazas públicas.

"Me sorprende lo rápido que comenzaron las protestas', dijo John Rees, de la Coalición Detengan la Guerra, mientras se dirigía a una manifestación en la Plaza del Parlamento, en Londres.

En España, miles de pacifistas, en su mayoría jóvenes universitarios, se manifestaron en Madrid, Barcelona y otras ciudades españolas, en respuesta a una convocatoria del Sindicato de Estudiantes lanzada hace unas semanas para el día en que comenzara el ataque militar.

En Madrid, decenas de miles de estudiantes bloquearon el tránsito en una de las autopistas próxima a la Ciudad Universitaria, de la Universidad Complutense, así como a La Monclova, sede del gobierno español.

Los manifestantes llegaron al centro de la ciudad con la intención de entrar en el Congreso de los Diputados, pero medio centenar de agentes antidisturbios les impidieron el paso a 600 metros del edificio, donde se concentraron varios políticos de la oposición y actores al grito de ``No en nuestro nombre".

Viena, capital de Austria, fue escenario de una marcha de protesta de miles de escolares. En Suiza, los estudiantes boicotearon las clases y unas 20 localidades se preparaban para manifestaciones.

En la Franja de Gaza, niños palestinos con banderas iraquíes y fotos del presidente de Irak, Saddam Hussein, marcharon en el campo de refugiados de Rafah, mientras unos 150 manifestantes marchaban en la ciudad cisjordana de Belén, ondeando banderas iraquíes y palestinas y portando retratos de Hussein.

Mientras tanto, al menos 36 personas resultaron heridas, ninguna de gravedad, en los enfrentamientos ocurridos en la Plaza Tahrir de El Cairo y en las calles adyacentes cuando policías antimotines impidieron a estudiantes y activistas del Comité para la Solidaridad con los Pueblos Iraquí y Palestino llegar a la embajada de Estados Unidos.

Numerosos automóviles fueron dañados y durante largo tiempo los agentes no lograron contener los disturbios de los manifestantes.

En Seúl, unos 4,000 sudcoreanos se congregaron cerca de la embajada de Estados Unidos para protestar por la guerra en Irak, y exigir a su gobierno que retire su apoyo a Washington.

Cientos de manifestantes, entre ellos muchos estudiantes universitarios, golpearon y patearon a los policías antimotines que les impedían acercarse a la embajada. La policía respondió con sus bastones. No se informó de arrestos ni de heridos.

El sentimiento antiestadounidense era todavía más fuerte en Indonesia, Malasia y Pakistán, donde muchos consideran los ataques como el inicio de una campaña estadounidense para subyugar al mundo islámico y hacerse con el control del petróleo iraquí.

En Santiago de Chile, en un incidente extraño que se relaciona con una protesta antibélica, un hombre se infligió diversas heridas en el abdomen utilizando un arma blanca frente a la embajada de Estados Unidos.

La versión preliminar indica que el hombre, aún no identificado, tiene ``diversas heridas”, pero no indica su gravedad, informó la agencia nacional de noticias Orbe.

 

 

 

                                   ----000----