GUERRA

 

·         Cañones de Agua y Gases en Egipto y Yemen; 4 Muertos

 

EL CAIRO, 21 de marzo (ANSA, AP y Reuters).- Las manifestaciones populares en contra de la acción militar continuaron hoy en el mundo, pero ahora se vieron empañadas por violentas represiones policiales que dejaron al menos 100 heridos en Egipto, así como cuatro muertos en Yemen.

Decenas de miles de egipcios iniciaron una protesta contra la guerra frente a la mezquita de Al Azhar, luego de que durante las oraciones tradicionales del viernes el Gran Imán jeque Mohamed Saied Tantaui afirmara que ``Irak es un estado musulmán y debemos sostenerlo con todos los medios, como deber religioso, contra todas las agresiones del exterior".

Al abrir la mezquita sus puertas, la policía utilizó cañones de agua y gases lacrimógenos para dispersar a los fieles e impedir que se dirigieran a la Plaza Tahrir, escenario de una manifestación similar ayer.

Los manifestantes, la mayoría integristas, se dividieron en dos grupos en Al Azhar: uno se atrincheró en el interior de la mezquita y otro se reunió en el exterior de los edificios, llevando banderas palestinas e iraquíes.

Algunos grupos fueron reprimidos con bastones y respondieron lanzando piedras contra los agentes. Fuentes del hospital Hussein dijeron haber atendido a un centenar de heridos.

Desde la plaza Tahrir grupos de manifestantes intentan dirigirse a la sede de la embajada de Estados Unidos, en el vecino distrito de Grande City que está rodeado por grupos antimotines de la policía.

En Sanaa, capital de Yemen, tres manifestantes y un agente policial murieron y decenas de personas más resultaron heridas durante un choque entre la policía de esta capital y musulmanes que trataban de irrumpir en la embajada de Estados Unidos.

Unos 30,000 manifestantes reunidos tras las oraciones del viernes corearon la consigna de ``Muerte a Estados Unidos" en protesta por la ofensiva militar en Irak.

Asimismo, grupos antimotines de la policía jordana dispersaron con gases lacrimógenos a millares de manifestantes que, después de la plegaria del viernes, intentaban realizar una manifestación en las cercanías de la mezquita de Al Hussein, en el centro histórico de Amman.

Escuadrones policiales se lanzaron sobre la multitud, golpeando con bastones, mientras los manifestantes intentaban protegerse corriendo hacia los comercios de la zona que rápidamente bajaron las cortinas.

Algunos testigos dijeron que se escucharon disparos de armas de fuego, pero no se reportaron heridos de bala.

Por otra parte, en Cisjordania y la Franja de Gaza, miles de palestinos salieron de las mezquitas portando retratos del Presidente iraquí, Saddam Hussein, aclamándolo y alentándolo para que lance misiles Scud contra Israel.

"Oh, amado Saddam, estamos listos para sacrificar por ti nuestra sangre”, repetía la multitud en la Ciudad de Gaza. En Jerusalén, los fieles de la mezquita que está en lo alto de una colina en la Ciudad Vieja, gritaban: ``Amado Saddam, ataca Tel Aviv', un canto popular en 1991, cuando Irak lanzó 39 misiles Scud contra Israel.

Por su parte, el grupo militante palestino Hamas exhortó a los iraquíes a cometer atentados suicidas contra las fuerzas estadunidenses y británicas que invaden a Irak.

"Los iraquíes deben preparar cinturones explosivos y mártires potenciales para combatir a los ocupadores estadunidenses', dijo el dirigente de Hamas Abdel Aziz-al-Rantissi en la Franja de Gaza.

En Grecia, más de medio millón de personas se manifestaron en diversas ciudades, en las mayores protestas en ese país en 30 años.

Sólo en las calles de Atenas salieron 300,000 personas, según estimaciones de la policía. Portaban pancartas con el lema ``Parad la guerra”, y corearon consignas contra Estados Unidos frente a la embajada de ese país.

En Roma, en un acto organizado por la Confederación Italiana de Agricultores, más de 100,000 personas ocuparon la Plaza de la República para protestar igualmente por la invasión norteamericana a Irak.

 

 

 

                                   ----000----