HUSSEIN SE ENGALLA

 

 

Ø       ¡EL ENEMIGO ATRAPADO!

Ø       LOS ALIADOS 100 KILÓMETROS DE BAGDAD

 

CAMPAMENTO AS SAYLIYAH, Qatar, 24 de marzo (AP, DPA, Reuters y ANSA).- Las fuerzas de la coalición están logrando ``avances rápidos y a veces drásticos" en Irak, pero también han encontrado resistencia esporádica, declaró hoy el comandante de las fuerzas estadunidenses, general Tommy Franks; mientras que, el presidente Saddam Hussein, se mostró desafiante en un discurso televisivo al asegurar que ``el enemigo está atrapado en las tierras sagradas de Irak",

Y mientras nuevas explosiones estremecían Bagdad antes y después de que el dirigente iraquí pronunciara su mensaje, Tony Blair aseguraba que las tropas aliadas se encuentran a solo 100 kilómetros de Bagdad. Por su parte el general Tommy Franks dijo no poseer datos concretos sobre la existencia de una fábrica de armas químicas en la ciudad iraquí de Nayaf.

En una reunión informativa con la prensa en el cuartel del Comando Central en las afueras de Doha, Qatar, el general Franks dijo que sus tropas habían ``avanzado rápidamente”, y explicó que ``intencionalmente hemos evitado formaciones enemigas, que incluyen paramilitares y los Fadayeeen (soldados suicidas)" en su avance hacia Bagdad.

Señaló que en medio de resistencia ``esporádica”, las fuerzas de la coalición han logrado ``avances rápidos y a veces drásticos" en Irak, donde el comando del Presidente Hussein todavía seguía en pie, aun sin ser totalmente operativo.

"La red de comando y control es menos firme de lo que era hace cinco días”, declaró. ``Todavía tiene mecanismos para comunicarse".

Pero, Franks hizo notar que si bien Saddam seguía siendo capaz de dar instrucciones, ``muchas órdenes no han sido obedecidas por un buen número de sus subordinados".

El general declaró, además, que no tiene datos concretos sobre la existencia de una fábrica de armas químicas en la ciudad iraquí de Nayaf.

“No me sorprendería que haya allí armas químicas, y tampoco me sorprendería que no las haya”, dijo Franks, y agregó que las tropas estadounidenses han recabado en los últimos días información de prisioneros sobre la presunta existencia de armas de destrucción masiva en Irak, pero que en la mayoría de las casos se trataba de rumores.

Franks confirmó, asimismo, la pérdida de un helicóptero de combate Apache, y señaló que la situación de sus dos pilotos permanece ``incierta”, pero rechazó tajantemente las versiones de que la nave fue derribada por campesinos iraquíes.

Por su parte, el ministro iraquí de Información, Saeed al-Sahaf, dijo que Irak había derribado dos helicópteros Apache y que podía mostrar a sus pilotos por televisión.

Franks también dijo que la Guardia Republicana, un grupo de élite del Ejército iraquí, había sido atacada alrededor de Bagdad, y que los ataques continuarán en los próximos días ``en puntos y lugares y momentos que tengan sentido para nosotros. El efecto ha sido muy positivo para nosotros".

Por su parte, Saddam Hussein declaró en un nuevo discurso televisado que ``el enemigo está atrapado en las tierras sagradas de Irak" y exhortó a los ``valientes combatientes" iraquíes a golpear a su enemigo ``con todas sus fuerzas".

Las fuerzas iraquíes han infligido graves pérdidas a los invasores, dijo el presidente iraquí vistiendo uniforme militar, y elogió a los comandantes de Umm Qasr, donde los tanques, los aviones, la artillería y la infantería de la coalición liderada por Estados Unidos no han logrado sofocar duros focos de resistencia.

Hussein también dijo que la ``victoria está muy cerca" en Basora, en el sur de Irak, donde los tanques estadounidenses y británicos todavía intentaban asegurar la zona.

El líder iraquí instó a los defensores de Bagdad y de la norteña ciudad de Mosul, golpeada por persistentes ataques aéreos el lunes, a mantenerse firmes.

El mensaje de 20 minutos fue probablemente grabado, como la mayoría de los discursos de Hussein, pero sus referencias a batallas recientes aparentemente fueron calculadas para poner fin a las especulaciones sobre si sigue vivo.

A su vez, el ministro Sahaf dijo en conferencia de prensa que 62 personas habían muerto por los ataques de las fuerzas de invasión encabezadas por Estados Unidos en las 24 últimas horas, entre ellas 30 en la localidad de Babel, al sur de Bagdad, y 14 en Basora. Más de 400 resultaron heridas, casi la mitad de ellas en la capital iraquí, dijo.

En tanto, el canciller iraquí, Naji Sabri, declaró a la cadena británica BBC que Irak tratará a los prisioneros de guerra estadunidenses en primer término de acuerdo a las reglas del Islam y sólo después según lo que prescribe la Convención de Ginebra.

Sabri, quien en el momento de la entrevista se encontraba en Egipto, hizo referencia a las antiguas tradiciones de su país. ``Somos el pueblo que creó leyes cuando los abuelos de Blair y Bush aún vivían como animales en cuevas”, declaró en alusión al primer ministro británico y al presidente estadounidense.

En su opinión, la situación militar de los iraquíes es ``excelente" y el enemigo será ``derrotado pronto" y ``enterrado en el desierto iraquí".

Aviones de combate de Estados Unidos volvieron a bombardear a Bagdad este lunes. Una serie de enormes explosiones estremecieron el centro de la ciudad, sin advertencia previa de sirenas y sin señales de fuego antiaéreo.

En el norte, más ataques aéreos golpearon Mosul y sus alrededores, dijo el corresponsal de Reuters Jon Hemming, quien observó los bombardeos desde un territorio controlado por los curdos, donde la actividad militar ha ido en aumento.

Aviones de combate también bombardearon refugios subterráneos iraquíes en las colinas desde las que se domina la localidad de Chamchamal, bajo control curdo, en el primer ataque en el área desde que comenzó la guerra, dijo un comandante curdo, quien añadió que también escuchó explosiones aparentemente cercanas a posiciones iraquíes, a unos 15 kilómetros más al oeste, en dirección de la norteña ciudad de Kirkuk.

En una comparecencia ante la Cámara de los Comunes, el Primer Ministro británico dijo que las fuerzas angloestadunidenses se hallan unos 100 kilómetros al sur de Bagdad, y agregó que para ellas es vital llegar lo más pronto posible a la capital iraquí.

Dijo, además que los pozos petroleros de Irak, que ahora están bajo control de las fuerzas aliadas, estaban ``minados" y ``minados en profundidad”, y comentó que se está haciendo ``todo lo humanamente posible" para que las víctimas civiles sean mínimas.

 

 

 

 

                                   ---000---