CERCO DE MUERTE A BAGDAD

 

 

 

Zonas del sur, en Tinieblas; la Alianza a 10 Kms

Autoridades Estadunidenses Temen Ataque Químico

"La Lucha Urbana Podría ser Larga y Sangrienta"

 

AL SUR DE BAGDAD, 3 de abril (Reuters, AP, DPA y ANSA).- Unidades de avanzada de la Tercera División de Infantería de Estados Unidos estaban hoy a menos de 10 kilómetros del límite sur de Bagdad, que por primera vez quedó sin electricidad en medio de estruendosas explosiones, mientras otros efectivos se desplazaban para tomar el aeropuerto de la capital iraquí y entraban en uno de los palacios del Presidente Saddam Hussein.

La cadena televisiva CNN informó que durante el avance las unidades estadunidenses han encontrado cadáveres de soldados iraquíes con equipos para protegerse de ataques con armas químicas, por lo que se teme el empleo de éstas por parte de Irak.

En una base de infantes de marina en Carolina del Norte, el Presidente George W. Bush anunció que las fuerzas aliadas se encuentran ante los últimos metros del recorrido y dijo que la guerra seguir  ``hasta que Irak sea libre".

Según oficiales estadunidenses, ante el avance casi sin oposición de las fuerzas invasoras cuatro divisiones de la Guardia Republicana iraquí se desplazaban hacia el sur, preparándose para una posible batalla por la capital, elemento clave en la guerra para derrocar al r‚gimen iraquí.

Sin embargo, dirigentes políticos y militares estadounidenses y británicos dijeron que la lucha urbana en Bagdad podría ser prolongada y sangrienta, y rehusaron adelantar cuándo autorizarían la ofensiva para tomar la ciudad.

"Las fuerzas de la coalición en este punto están frente al aeropuerto de Bagdad y tomando posiciones para iniciar la lucha en un momento de nuestra elección', dijo el capit n Frank Thorp, portavoz militar estadounidense en el Comando Central, con sede en Qatar. El aeropuerto Internacional Saddam de Bagdad se encuentra unos 20 kilómetros al suroeste la capital.

Thorp comentó, asimismo, que las fuerzas estadunidenses entraron en uno de los palacios del Presidente Hussein en las inmediaciones del aeropuerto, aunque no indicó si algo se había encontrado allí.

Añadió que las tropas abandonaron luego el lugar, pues ``no tenían necesidad de permanecer" en ‚l.

El ministro iraquí de Información, Mohammed Said al Sahaf, negó las afirmaciones de que los ``mercenarios" -en referencia a las tropas aliadas- estén muy cerca de Bagdad, y denunció además que los bombardeos contra la capital y sus alrededores dejaron desde el miércoles 27 muertos y unos 193 civiles heridos.

Decir que están cerca de la capital ``es una ilusión', dijo. ``Estas afirmaciones son una tapadera para ocultar su fracaso. No las crean".

En un encuentro con la prensa en el Comando Central en Qatar, el capitán Kevin Jackson de la Brigada de Ingeniería de la Tercera División dijo que las fuerzas especiales también estaban activas en el noroeste de Bagdad, donde allanaron una residencia de Hussein a unos 90 kilómetros de la capital, y bloquearon el camino hasta el pueblo natal del líder iraquí, Tikrit.

En el centro de la capital iraquí, la corresponsal de Reuters Samia Nakhoul dijo que había escuchado m s de 10 poderosas explosiones en dirección del aeropuerto y que podía oírse fuego de artillería.

En medio del estallido de proyectiles, Bagdad quedó esta noche sumida en la oscuridad, al quedar sin electricidad por primera vez desde que comenzó la guerra hace dos semanas.

Con los avances más recientes, miles de soldados estadunidenses han entrado en la ``zona roja', el círculo defensivo en torno a Bagdad donde se cree aumenta la posibilidad de ataques con armas químicas.

Las conjeturas sobre la ``zona roja" se han intensificado a medida que las fuerzas de la coalición avanzan sobre la capital iraquí. Según la cadena televisiva estadunidense CNN, se han encontrado cuerpos de tropas iraquíes que vestían trajes de protección contra armas químicas.

Los invasores han usado sus propios trajes protectores durante buena parte de las dos últimas semanas, con sus máscaras antigás a la mano.

"Nuestras fuerzas están ahora en alerta extra por el posible uso de armas qu¡micas u otras armas destructivas por parte del r‚gimen', dijo en Qatar Jim Wilkinson, vocero del Comando Central estadounidense.

El brigadier general Vincent Brooks, subdirector de operaciones del Comando Central, dijo que la ``línea roja" era una ``línea conceptual', no necesariamente real. El temor era que trasponer esa línea demarcatoria de la zona pudiera hacer que las fuerzas de Saddam utilizaran armas químicas en su desesperación.

Ese momento podría llegar a medida que las fuerzas de la coalición siguen su avance sobre Bagdad.

En el norte de Irak, combatientes kurdos, respaldados por pequeños grupos de soldados estadounidenses, avanzaron el jueves hacia el norteño pueblo petrolero de Mosul, pero fueron recibidos con fuego de ametralladoras pesadas y de rifles, dijo el corresponsal de Reuters Sebastian Alison.

Alison dijo que estaba a unos siete kilómetros en lo que había sido territorio controlado por el gobierno iraquí. Durante la noche, las tropas iraquíes huyeron de posiciones en la línea demarcatoria con territorio en poder de los kurdos, agregó.

En la base militar de Camp Lejeune, en Carolina del Norte, el Presidente Bush dijo que las fuerzas de la coalición angloestadounidense seguir n en la lucha hasta que el r‚gimen de Saddam Hussein haya caído y nada las apartar  de este objetivo.

"Nos detendremos cuando Irak sea libre', arengó Bush a los soldados de la base. `El fin de este r‚gimen brutal está cerca".

Los aliados se encuentran ante los últimos metros del recorrido y Estados Unidos no aceptar  otra cosa que no sea ``una victoria completa y definitiva', continuó Bush, en su tercera visita a una base militar estadounidense desde que comenzó el conflicto.