Se inician audiencias sobre supuesto espionaje por fiscal general

Johannesburgo, 15 oct.- El enfrentamiento entre el vicepresidente de Sudáfrica y el ministro de Justicia llegó hoy a las pantallas de la televisión, al iniciarse las audiencias de una comisión que investiga las acusaciones de que el fiscal general del Estado era un espía para el régimen del apartheid.

El fiscal general, Bulelani Ngcuka, fue objeto de esta acusación el mes pasado, un par de semanas después de que indicase ante la prensa que existían indicios de corrupción por parte del vicepresidente, Jacob Zuma.

Ngcuka fue respaldado por su jefe, el ministro de Justicia, Penuell Maduna, quien ahora será investigado también por la comisión nombrada por el presidente sudafricano, Thabo Mbeki.

Maduna también ha sido acusado en las últimas semanas de haber espiado para el régimen del apartheid, que desapareció en 1994, desde las filas del partido ahora dominante, el Congreso Nacional Africano (CNA).

Sin embargo, la comisión investiga a Maduna no por espionaje sino por su posible responsabilidad en una segunda acusación contra Ngcuka: abuso de poder.

Muchos observadores ven en las acusaciones contra Maduna y Ngcuka una represalia por parte de Zuma, después de que la fiscalía del Estado le investigara por haber supuestamente pedido un soborno de 500.000 rands (más de 70.000 dólares) al año a una empresa francesa de armamento.

Este dinero supuestamente iba a servir para que la empresa, Thomson-CFS, no fuera llevada ante los tribunales debido al presunto pago de comisiones ilegales para obtener unos contratos multimillonarios con el Gobierno de Sudáfrica en 1999.

Entre los acusadores de Ngcuka, que deben dar testimonio a partir de mañana, están algunos de los sospechosos de haber recibido las comisiones ilegales, como el entonces ministro de Transportes y todavía dirigente destacado del CNA, Mac Maharaj.

La sesión matutina de hoy, en la que se estrenó la comisión encabezada por un jurista jubilado afrikaaner, Joos Hefer, se dedicó sólo a los trámites y decepcionó seguramente a los televidentes, que querían seguir de cerca el desarrollo del escándalo que ha dividido al CNA de Mbeki pocos meses antes de las elecciones generales. EFE

wm/ik

EXG MUN ICX
TRI:JUSTICIA-INTERIOR-SUCESOS,JUSTICIA POL:POLITICA,GOBIERNO